Organismos de DDHH acusaron a Paraguay de “estado terrorista” por el asesinato de dos niñas argentinas

0
254

Las niñas fueron asesinadas el pasado 2 de septiembre por el ejército paraguayo en un operativo contra la guerrilla.

Organismos de derechos humanos tildaron de “estado terrorista” a Paraguay el pasado miércoles por el asesinato de dos niñas argentinas en un presunto operativo contra la guerrilla Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP). Además, reclaman una investigación independiente y exigen a las autoridades a permitir el ingreso a su país del Equipo Argentino de Antropología Forense. La Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), la fuerza militar paraguaya que se dedica a perseguir y combatir la EPP, mató el pasado 2 de septiembre de 2020 a Lilian Mariana Villalba y María Carmen Villalba, de 11 años, y anunció que había abatido a miembros de la guerrilla.

Tras conocerse la edad de las niñas y luego su nacionalidad, organismos de derechos humanos reclamaron un esclarecimiento de los hechos y provocó la condena del Gobierno argentino, que constató, la nacionalidad de las chicas fallecidas, a través de un informe oficial de Registro Nacional de Personas (Renaper) entregado a la Justicia paraguaya.

Aún si las chicas nacieron en Paraguay, como afirman las autoridades del país vecino, las niñas se trasladaron a Argentina, en la zona fronteriza de Misiones, y obtuvieron legalmente la ciudadanía, explicaron fuentes del Gobierno. En el mismo ataque, dos adolescentes lograron escapar y contar lo sucedido mientras que hay una persona desaparecida y otra detenida. En la conferencia de prensa virtual de este miércoles participaron la Gremial de Abogados y Abogadas, la Defensoría de Niñas, Niños y Adolescentes, y el Servicio de Paz y Justicia (Serpaj), con la presencia de su titular, el premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel. Además, estuvieron presentes Nora Cortiñas de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora; Pablo Pimentel de la APDH La Matanza, y Diego Morales del CELS. “Lo que está claro es que hay dos niñas ejecutadas y una desaparecida. Estamos hablando de un estado terrorista, no es un estado de derecho”, condenó este miércoles Laura Taffetani, representante de la Gremial de Abogados.

Pérez Esquivel planteó que lo sucedido en ese país es “un retroceso muy fuerte para todo el continente” en materia de derechos humanos, y se quejó porque “Paraguay no está buscando verdad y justicia”. Pidió, en ese sentido que “una misión internacional ingrese lo antes posible” para llevar adelante la búsqueda de la adolescente desaparecida. “El Gobierno (de Abdo Benítez) y el Ejército son responsables de esa desaparición”, dijo, y confió que compartió su preocupación con el canciller Solá. El testimonio de dos adolescentes En ese marco, informaron que dos adolescentes, Tania Tamara (19 años) y Tamara Anahí (14), lograron reingresar a la Argentina luego de haber estado perdidas en el monte junto a la todavía desaparecida Carmen Elizabeth Oviedo y Laura Villalba, actualmente detenida. Ambas jóvenes dieron su testimonio ante organismos internacionales de defensa de los derechos de niños y niñas. Declararon ante la Relatoría de Ejecuciones Extrajudiciales y el Comité de los Derechos del Niño de Naciones Unidas que sus primas de 11 años “fueron llevadas con vida” por los miembros de la Fuerza de Tarea Conjunta, de lo cual se desprende que las menores fueron fusiladas por los uniformados.

Esos testimonios no pudieron ser incorporados al expediente judicial de Paraguay. De hecho, durante la conferencia de prensa de los organismos de derechos humanos, Myrian Villalba, madre de una de las niñas asesinadas y tía de la menor desaparecida, denunció que “la causa judicial está totalmente paralizada”. Según esta versión, que echa por la borda el relato oficial del Estado paraguayo, las dos niñas fueron detenidas con vida en un campamento de la guerrilla EPP y luego ejecutadas por las tropas de las FTC, creadas en 2013 por el Gobierno de Horacio Cartes y conformada por una escuadra que integran policías y militares. “Mientras se encontraban desayunando en el campamento, los militares se acercaron al lugar, tomaron detenida a Lilian Mariana Villalba y a María Carmen Villalba. Ambas fueron llevadas con vida por el ejército. Esto lo pudieron ver dos de las testigos presenciales”, relató Taffetani.

La desaparición de Carmen Oviedo A esta denuncia, se sumó en diciembre pasado la desaparición de la prima de las dos niñas argentinas asesinadas, Carmen Elizabeth Oviedo Villalba, de 14 años y ciudadana paraguaya, hija de dos líderes del EPP que están presos desde 2004. “Le pedimos al Comité de los Derechos del Niño, de la ONU, una investigación independiente y urgente, porque creemos que el Estado paraguayo no lo está haciendo”, condenó Marisa Graham, representante de la Defensoría Nacional de Niñas, Niños y Adolescentes.

La situación dentro de Paraguay y con el Estado argentino se complicó aún más cuando hace unas semanas funcionarios de seguridad del país vecino mostraron imágenes y grabaciones de hijos de guerrilleros obtenidas como prueba en una investigación judicial por presunto narcotráfico contra la familia Villalba Ayala en Argentina, que finalmente fue desestimada por el juez a cargo por falta de evidencias. En ese anuncio, los funcionarios paraguayos denunciaron que esos hijos de guerrilleros del EPP -entre los que se contaban las dos niñas asesinadas- tenían DNIs argentinos legales pero con información falsa. El Gobierno argentino ratifica que Lilian Mariana y María Carmen Villalba eran ciudadanas argentinas y reclama que se investiguen sus muertes de manera transparente.  

(Fuente www.perfil.com).