Advierten que hay escuelas que no están en condiciones para volver a las clases presenciales

0
131

Antonio Robledo (Udnam), insistió en que hay una desigual preparación en las escuelas misioneras que este miércoles retornan a las clases presenciales. Además, cuestionó a los directivos que no buscaron consensos con los docentes.

El retorno de las clases presenciales para alumnos del último año de la secundaria, ordenado por la provincia para este 11 de Noviembre, sigue generando rechazo entre docentes misioneros. El secretario de docentes privados de Udnam, Antonio Robledo, advirtió que no en todos los establecimientos, el gobierno repartió los mismos recursos para el cuidado y la prevención de contagios de coronavirus (Covid-19).

“Muchas escuelas se alarmaron. Ya veníamos antes de la pandemia, sin condiciones sanitarias. Y en todo este tiempo de pandemia (del coronavirus), lo que menos se hizo fue poner en condiciones a las escuelas”, fustigó.

En cuanto a si el problema de la infraestructura insuficiente, golpea especialmente a colegios del interior de Misiones, Robledo opinó: “En la capital también pasa. A veces uno mira el microcentro (y no las escuelas) de los barrios. Hace falta un sinceramiento sobre cómo queremos llevar adelante el sistema educativo. Es hora de que la sociedad en su conjunto se ponga de acuerdo en cómo va a sostenerse (la infraestructura escolar), sostuvo Robledo, poniendo el énfasis en un problema histórico de los establecimientos, el mantenimiento y la limpieza.

Respecto del material satinizante distribuido por el gobierno con vistas al retorno de las clases presenciales, Robledo aclaró: “Pareciera ser que no en todos lados fue el mismo. Una cosa fue la escuela visitada por el ministro (Miguel Sedoff). Pero también tenemos colegas del interior que nos mostraron que entregaron un bidoncito de lavandina y 15 barbijos como elementos de seguridad”expresó el docentes.

“Es hora de un sinceramiento. Venimos de años de escuelas sostenidas por colegas”, recalcó.

Según Robledo, los docentes, “por supuestos” que sienten miedo frente al riesgo de contagiarse de coronavirus (Covid-19) a partir de las clases presenciales. “Hay gente que tiene patologías previas, hipertensos, excedidos de pesos, diabéticos, cardíacos o con problemas respiratorios. Esa gente tiene miedo”, recalcó el sindicalista sobre la población de riesgo en la docencia, que, en principio, estaría eximida de volver a las clases presenciales.

Todos los gremios rechazaron esto. Nos parece algo muy apurado. Se anunció de golpe y generó malestar y rechazo”, manifestó Robledo sobre la decisión del retorno a la presencialidad en las últimas semanas del ciclo lectivo y únicamente para los estudiantes de los últimos años de la secundaria.

Por otra parte, Robledo criticó la forma en que se manejaron los directores de algunas escuelas. “Algunos han llegado a un consenso con sus colegas. Pero otros se plantan en una postura de exigencia y no diálogo”, puntualizó, añadiendo que este martes “tuvimos incidentes en la Escuela Normal 10”.

Por no estar dadas las condiciones para lapresencialidad, “los colegas hicieron un actano se las quisieron aceptar. Ahora la trajeron al sindicato y la vamos a enviar al Consejo General de Educación. Ahí hubo torpeza de los directivos por no sentarse a dialogar”,remató.

Misionescuatro